Análisis Resident Evil 7 Biohazard (PS4)

El terror más visceral y la supervivencia extrema vuelven a casa

Resident Evil es una de esas sagas de videojuegos que todo el mundo conoce. Con siete entregas numeradas (incluyendo la que hoy analizamos) algún spin off, e incluso adaptaciones cinematográficas, la serie de videojuegos de Capcom puede presumir de ser una de las veteranas de este mundillo.

Con los veinte años que lleva en el mercado, es comprensible que haya habido aciertos y tropiezos. Tropiezos como el rumbo a la acción que tomó la franquicia desde un sobresaliente y acertado Resident Evil 4, y exprimiendo dicha fórmula con no tanto acierto en la quinta y sexta entrega. Cosa que no entendemos, ya que por lo que se dio a conocer estos videojuegos, es por la exploración de sus escenarios, los puzles, esa sensación de angustia, limitación de recursos y la incertidumbre de no saber que nos acecha en la siguiente puerta o esquina que vamos a cruzar. Características que dieron un giro de 180º en las entregas que apostaron por la acción.

Capcom parece haber aprendido de los errores y haber escuchado a los fans, presentando en el pasado E3 2016 a Resident Evil 7 Biohazard. Con la promesa de volver a los orígenes de la saga, y reclamar ese título de padre del Survival Horror que llevaba dando tumbos desde que ésta decidió alejarse del concepto de supervivencia y terror, se dio a conocer la séptima interacción de esta saga.

Acompáñanos durante este recorrido por la mansión Baker, en la que nos esperan sus miembros, a cada cual más especial y carismático, ¡buena suerte!

El juego nos pone en la piel de Ethan Winters, un personaje al parecer anónimo en la saga y del cual sólo conocemos la pérdida de su mujer, Mia, hace más de tres años.  Pasado este tiempo, nuestro protagonista recibe un email de ella que lo traslada hasta una granja en Louisiana. Perdido entre los pantanos que rodean esta localidad, nos adentramos en el hogar de la familia Baker. Familia compuesta por Jack, Marguerite, Lucas y la abuela. El juego tardará poco en montarnos en el vagón de una montaña rusa, con un inicio espectacular en el que no faltarán los sobresaltos, las situaciones límite, el gore y, sobre todo, el miedo y la sensación de indefensión ante una situación que nos sobrepasa.

Desde un primer momento, es más que evidente la inspiración de Capcom en las películas de terror de los años 80 y 90, con claras referencias a Evil Dead o a la familia vista en La Matanza de Texas. Pocos detalles conocemos de esta familia de locos, qué les está pasando o el por qué del instinto asesino con el que descargan toda su ira hacia nosotros. Cada miembro se moverá en una zona de acción en esta mansión, y manteniendo un macabro juego del gato y el ratón que nos evoca al vivido en Resident Evil 3: Némesis.

El juego arrojará detalles de su trama con cuenta gotas, con la idea de mantenernos en una incertidumbre y desconocimiento que nos impedirá soltar el mando, ansiosos por conocer más sobre la historia. Estas puntadas vendrán de mano de los comentarios de los miembros de la familia, de las llamadas esporádicas al teléfono, o de los innumerables documentos y recortes que encontramos repartidos por toda la casa. No daremos más detalles de la trama dejando que la descubráis por vosotros mismos, ya que el factor sorpresa juega muy a favor de este Resident Evil 7.

Capcom supo hacer muy bien los deberes, en cuanto al marketing del juego desde que se presentó. Lanzó una “demo” que poco tiene que ver con lo que viviremos en la mansión. Los vídeos y datos que se fueron lanzando antes de la llegada a las tiendas del título, sólo nos muestran una faceta del juego y de la ubicación de ese caserón imponente en los bosques de Dulvey. Pero es cierto, que el juego completo no se reduce a eso. Sin ánimo de destripar nada de la aventura, sólo deciros, que visitaremos otras ubicaciones no mostradas, por lo tanto, un punto a favor de la desarrolladora en este aspecto.

Lo primero que llama la atención al ver este Resident Evil 7, es el cambio de perspectiva, dejando atrás la vista en tercera persona y ese sistema de cámaras fijas típico de los anteriores títulos. Desde una perspectiva personal; es esto lo que tiene la culpa de que el juego haya recibido críticas como “no es un Resident Evil” viviremos toda esta odisea que se nos presenta. Pero gracias a detalles en su jugabilidad, negaremos la certeza de dicha afirmación. En el juego encontraremos elementos tan carismáticos de los primeros juegos como: la limitación de espacio en el inventario, la exploración por todo el escenario y el tener que volver atrás, esa búsqueda de llaves para abrir ciertas puertas, o las salas seguras en las que podremos guardar la partida o gestionar nuestro inventario gracias a los baúles. Resident Evil 7, acoge con gran acierto todo aquello que hizo grande a los primeros títulos y los adapta a los tiempos que corren.

El enfoque en primera persona nos ayuda a involucrarnos en la historia que vivirá nuestro personaje. Protagonista con el que no empatizaremos en gran medida, puesto que se nos hace difícil hallarnos con una persona de la que poco sabemos, incluido su rostro y apariencia. Para suplirlo, tenemos a la familia Baker, quienes acapararán todo el protagonismo con cada aparición. Cada componente tiene su carisma y personalidad bien definida, a excepción de la abuela, que sólo se limita a observarnos silenciosamente.

El combate está muy bien resuelto, con un número notable de armas y un catálogo acorde a lo visto en anteriores juegos. El hecho de que haya armas no supone que tengamos exceso de munición, ya que ésta escasea -sobre todo en los modos de dificultad más alta- y nos obligará a medir cada tiro o qué tipo de arma emplear con determinado enemigo. Otro elemento que está de vuelta son las hierbas para curarnos, las cuales se podrán usar solas, siendo estas poco efectivas en su función, o combinándolas con otro suplemento y así aumentar su efecto.

Como no puede ser de otro modo, nos veremos las caras con otros enemigos; y es aquí donde encontramos un punto flaco de este Resident Evil 7. Si bien la familia Baker goza de una gran personalidad como destacamos anteriormente, los enemigos más comunes a los que haremos frente, son todo lo contrario. Personalmente, considero que se repite en exceso el prototipo, recordando mucho a algunos ya vistos en la saga. Sólo encontraremos cuatro tipos; el más común, otro igual que el primero pero con una pequeña mutación en su brazo, uno que cambia su patrón de movimiento y se mueve a cuatro patas recordando a los lickers vistos en Resident Evil 2 y el último similar a los anteriores, pero con bastante más masa corporal.

Si de algo podían presumir los anteriores juegos, era de la variedad de sus enemigos, ya fueran zombis, hunters o plantas asesinas; en esta nueva entrega es algo en lo que Capcom debe trabajar para futuras entregas. No faltarán los jefes finales, contra los que nos batiremos en momentos puntuales de la historia. Estos encuentros están bastante bien resueltos, gracias a que se nos pone a nuestra disposición, elementos del entorno que nos ayudarán a tomar la ventaja o a dar un giro al combate.

Otro detalle que aporta frescura a la jugabilidad, son las cintas VHS que encontraremos repartidas por el juego. Cintas que ya vimos y probamos su mecánica en la demo lanzada hace meses atrás y que nos ayudan a comprender mejor la historia desde el punto de vista de otros personajes, siendo nosotros mismos los que las jugamos. Estas grabaciones nos mostrarán zonas de la mansión a la que todavía no hemos llegado, o detalles del entorno que jugando con nuestro protagonista hemos pasado por alto, pero que gracias a la visualización de ésta podemos ver o tener en cuenta. Podemos decir que la implementación de este elemento al juego le da variedad y frescura a la fórmula.

En el aspecto gráfico, el juego hace gala de unos entornos y escenarios muy trabajados y detallados. Es de alabar el trabajo de la compañía, ya que el juego se mueve a unos 60 fps que le sientan de maravilla a la vista en primera persona. Luciendo unos efectos de luces que nos muestran unas sombras que nos meten de lleno en este mundo malsano y bizarro, haciendo parecer que somos nosotros mismos los que estamos recorriendo los pasillos y rincones de la casa. Es cierto que el juego luce de escándalo gracias al nuevo motor gráfico (RE Engine) empleado por los japoneses, pero se echa en falta más interacción con el entorno, como puede ser algunos muebles que se rompan debido a los combates, ya que estas situaciones pasan en momentos puntuales y siendo muy encriptados.

El título es totalmente compatible con las PlayStation VR. La aventura se puede jugar íntegramente con el dispositivo de realidad virtual de Sony, ganando en inmersión y elevando los niveles de miedo hasta cotas nunca vistas en un videojuego. Es cierto que pierde algo en calidad de imagen, pero esta pérdida no enturbia para nada lo que es la experiencia de juego y la calidad de éste.

El sobresaliente apartado sonoro hace de las suyas en esta ecuación, ya que el trabajo en este aspecto es impecable. El sonido del crujir de la madera al pisar, esa puerta que se cierra tas nuestro paso por ella, el ruido de la lluvia golpeando en los cristales o el golpe en la planta superior o en la habitación de al lado hacen que en más de una ocasión nos pensemos el subir unas escaleras o el atravesar una puerta. Recomiendo encarecidamente jugar a este juego con unos buenos cascos para sumergirnos de lleno en este mundo vivo que ha sabido crear y recrear Capcom.

Por su lado, la banda sonora cumple con su cometido, aportando la atmósfera necesaria con unos acordes bien compuestos para la ocasión. La música es algo que sabemos que está presente en su justa medida, ya que la oímos en los momentos que así se requieren, pero deja el espacio necesario a los efectos de sonido que envuelve toda la ambientación del escenario.

Por último punto, hablaremos de la duración de todo este conjunto que es Resident Evil 7. Mucho se ha comentado sobre este apartado. La historia nos puede durar en su dificultad normal unas 11 o 12 horas, dependiendo de cómo afrontemos el videojuego. Los escenarios nos invitan a recorrerlos con total libertad, buscar sus secretos y esos suministros que tan bien nos vendrán durante nuestra odisea. El juego ofrece un nivel más alto de dificultad llamado manicomio, que se desbloqueará tras pasar por primera vez la aventura o si por el contrario fuimos de los que reservamos el juego, este modo lo encontraremos ya desbloqueado. La dificultad manicomio le da algunas horas más de duración, ya que la dificultad y la escasez de recursos se disparan, se suprimen los puntos de control automáticos y el guardado en las habitaciones seguras, está limitado a las cintas que podemos encontrar por ahí desperdigadas; y ya os avisamos que no abundan.

En general, la sensación que da Resident Evil 7 en cuanto a su duración, es que el juego dura lo que tiene que durar, la historia es contada en su justa medida, y alargarla más sería caer en el fallo de cargar o incluso llegar a aburrir al jugador.

Capcom anunció un pase de temporada junto con el lanzamiento del juego, el cual ya goza del primer DLC, aun no llevando el juego ni un mes en el mercado. El precio de dicho pase es de 29,99 €, y seguro que le dará más vida al juego, pero es muy cuestionable la labor de la compañía anunciando y lanzando contenido extra antes o poco después de la llegada a las tiendas del juego.

Positivo:

+ La ambientación que envuelve a todo el título es sublime.
+ Es la vuelta a los orígenes que todo amante de la saga pedía.
+ La sensación de vivirlo todo en primera persona.
+ La familia Baker, sin duda serán recordados como uno de los enemigos más carismáticos de esta saga.

Negativo:

Poca variedad de enemigos.
 El personaje principal no goza del carisma de otros ya míticos en la saga.
La historia podría dar un poco más de sí.
El tramo final no concuerda con el resto del juego.

Written by
Técnico Superior en Administración y Finanzas. Amante de los videojuegos en general. Resident Evil 2, Final Fantasy VII y Metal Gear Solid son los pilares sobre los que he construido esta pasión por el ocio electrónico.

¡Queremos saber tu opinión!

0 0

3 comentarios

  1. Genial análisis, tras leerlo pondré este juego en mi lista de futuribles para cuando baje de precio.

    Un saludo compañeros.

    Contestar
  2. Tengo muchísimas ganas de jugarlo. Viendo los vídeos, análisis y opiniones de la gente creo que la franquicia ha tomado por fin el camino correcto.

    Contestar
  3. Muy buen análisis y mejor juego aún, esta el primero en mi lista de los más deseados y espero en breve poder jugarlo.

    Contestar

Déjanos tu opinión

Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Olvidé la contraseña

Por favor, introduce tu usuario o email. Recibirás un link en tu correo para crear una nueva contraseña.

Registrarse