Seguir
Más información

Análisis Reverie (PSVITA)

User Rating: 7.5

El inesperado desenlace del viaje de Tai a Isla Toromi

Reverie es el título que la compañía Rainbite, un equipo de desarrollo con solamente tres integrantes en sus filas, nos trae con la premisa inicial de haber sido inspirado por juegos como Zelda o Earthbound, según informa el propio estudio. El juego ha sido creado y distribuido en Norteamérica y Europa por Rainbite, mientras que la distribución en Asia, y la realización de las copias físicas de edición limitada han corrido a cargo de EastAsiaSoft. Nos encontramos ante un juego de acción y aventura en 2D que transcurre en una isla ficticia en Nueva Zelanda, inspirada en la leyenda del Semidiós Mavi el Pez Gigante, cuando con un anzuelo muy poderoso pesca la Isla del Norte desde el mismo fondo del mar.

Tai, el protagonista al que controlamos, llega a la Isla Toromi para pasar unas vacaciones junto a sus abuelos pero de repente, tras un temblor provocado por un terremoto, se ve envuelto en una cruzada para librar a la isla de los inquietos espíritus que perturban su paz. Iniciamos nuestra aventura en la ciudad de Harikoa, que es la zona donde tienen su residencia nuestros abuelos, junto a los recreativos, una tienda, y otros edificios. Nada más empezar a jugar, nos dejan en nuestra habitación un coleccionable en forma de libro o cuaderno, donde depositar las plumas de 20 diferentes aves, que debemos ir recolectando por el mapeado mientras realizamos nuestras misiones en las mazmorras, exploramos áreas, o consiguiéndolas de manos de alguien por realizar alguna acción.

Siguiendo el hilo argumental de la aventura para llegar a nuestro objetivo final, que es derrotar a los espíritus uno por uno en sus respectivas mazmorras, recorreremos el escenario hacia nuestro destino (marcado siempre en el mapa con una X) encontrando infinidad de enemigos, y también muchos personajes con los que podremos hablar, y que nos encargarán misiones donde iremos consiguiendo objetos y armas que añadiremos a nuestro inventario. Al principio basta con atacar a los enemigos con nuestra arma principal, un bate de criquet, pero poco a poco según avancemos en la historia, deberemos usar otras mecánicas y combinaciones entre armas y objetos que iremos adquiriendo para poder acabar con ellos. Como por ejemplo tener que aturdirlos antes de poder asestar nuestro ataque. Una vez entremos en una mazmorra, no podremos salir hasta conseguir nuestro objetivo final, derrotar al espíritu que la habita, y tras finalizar conseguiremos aumentar nuestra barra de salud y otros objetos.

En el mapeado “exterior” nos encontramos con enemigos, cada uno con su patrón de ataque y movimiento, que a medida que avancemos en el juego iremos aprendiendo, sin embargo en las mazmorras, aparte de enemigos, debemos solucionar puzzles a base de activar palancas, accionar baldosas, arrastrar piedras por el escenario, o acertar dianas con nuestra pistola de dardos, todo ello para ir accediendo a las estancias hasta llegar a la última sala donde encontramos al espíritu. Las mazmorras son cada vez más extensas y complicadas, y es por ello que nos serán de mucha ayuda las “puertas de teletransportación” que hay, ya que si nos encontramos una y la activamos, si perecemos en el intento de llegar al espíritu, cuando volvamos a empezar la mazmorra ya podremos teletransportarnos directamente a la puerta activada anteriormente, facilitando así las cosas. En cada mazmorra hay una estancia, normalmente con la entrada bloqueada, a la que podemos acceder solucionando el acertijo que se nos plantea, en la cual hay un mapa completo de dicha mazmorra. A medida que vamos avanzando por la historia, nos irán mostrando nuevas zonas, en ocasiones bloqueadas por el mismo argumento, o porque debamos utilizar una mecánica concreta para poder acceder a ellas.

Durante el transcurso del juego, nos vamos encontrando unas cajas que podemos romper a golpes, que contienen botines como monedas para comprar objetos o jugar a los recreativos, pizza para restaurar nuestra salud, o dardos para nuestra pistola. Hay que remarcar que en cuanto llegamos a conseguir 200 monedas todas las que recojamos no nos van a servir de nada ya que no se acumulan, por lo que es recomendable comprar algo para gastarlas si nos hace falta y volver a acumular otras 200. En la tienda podemos encontrar también algún objeto necesario para alguna misión, limonada y patatas para restaurar salud, objetos que son bastante necesarios en alguna de las mazmorras finales, cuando se acumulan una cantidad de enemigos considerable y necesitamos reponer nuestra salud para seguir con el combate. El mapeado tiene ocho zonas bien diferenciadas, todas ellas con sus características específicas tanto a nivel de enemigos, como de geografía o incluso de temas de la banda sonora.

Reverie es uno de esos juegos a los que empiezas a jugar, y de repente te das cuenta que llevas varias horas dedicadas a él sin apenas haberte percatado de ello. La banda sonora es de muy buena calidad con muchos temas pegadizos, incluso es muy probable que nos sorprendamos silbando o tarareando alguno de ellos mientras hacemos nuestras tareas cotidianas. También tiene un componente de satisfacción muy alto, cuando después de darle mil vueltas a un puzzle, llegamos a comprender la mecánica y conseguimos solucionarlo. Repartidos por el mapa, hay algunos minijuegos muy curiosos, pero vamos a dejar que seáis vosotros mismos quienes descubráis cada uno de ellos. Al finalizar el juego, tras los créditos, podemos volver a cargar nuestra partida para recolectar las plumas del coleccionable que nos falten, y hacer limpieza de trofeos que nos queden pendientes, pero también una tarea más, que también vamos a dejar que seáis vosotros quienes descubráis de que se trata.

Para ir finalizando queremos mencionar, como hacemos en otras ocasiones, que no hemos experimentado ningún problema ni hemos encontrado ningún tipo de bug durante nuestra partida. La duración del juego ha sido de aproximadamente unas 13 horas, y aún a riesgo de ponernos en tela de juicio por las diferentes opiniones que pueda haber respecto a Reverie, nosotros nos posicionamos al lado de los fans de este género o estilo de juego, y manifestamos que es un título que no debe faltar en vuestra colección.

Resumen
Reverie nos pone en la piel del joven Tai, que al visitar a sus abuelos en Isla Toromi, se ve envuelto en una cruzada para librar a la misma de los espíritus que alteran su paz. Pronto nos veremos luchando contra enemigos por todas partes y solucionando todo tipo de puzzles para avanzar en la historia.
Positivo
  • Curva de aprendizaje equilibrada y bien guiada.
  • Jugabilidad muy fluida.
  • Puzzles con dificultad ascendente.
Negativo
  • Imposible abandonar una mazmorra hasta derrotar al espíritu.
7.5
Bueno
Jugabilidad - 7.5
Duración - 7.7
Tecnología - 7.4
Diversión - 7.5
Written by

Si me tuviera que definir por el género de juego que más me gusta, sin duda serían los de gestión-estrategia añadiendo combates por turnos tipo tablero.
Pero en definitiva, me gustan los videojuegos en general.
Estuve presente el día del lanzamiento de Monkey Island. Sí, el original.

¡Queremos saber tu opinión!

0 0

Déjanos tu opinión

Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Olvidé la contraseña

Por favor, introduce tu usuario o email. Recibirás un link en tu correo para crear una nueva contraseña.

Registrarse